Utilizamos tecnología propia y de terceros para desarrollar nuevas funcionalidades en internet. ¿Tienes una web que quieres actualizar para que incorpore nuevas funciones? ¿Vas a dar el salto al e-commerce y no sabes cómo implementarlo? ¿Buscas gestionar tu negocio a través de una ERP?

¿Qué es una web app?

Una aplicación web es una solución accesible desde cualquier navegador, pero incluye mucho más código y funcionalidades que una web estática tradicional. Bien desarrollada, ofrece la interactividad de una aplicación móvil. Permite funciones como sincronizar datos entre distintas tiendas y automatizar procesos que faciliten el trabajo.

Desarrollo de aplicaciones en entornos web

Un aplicación web se diferencia de una aplicación de teléfono en que puede accederse desde cualquier punto sin necesidad de instalarla. Tiene muchas funcionalidades distintas, aunque las más populares son las de gestionar bases de datos, facilitar procesos mejorando la experiencia del usuario o beneficiarse de la integración con el contenido multimedia interactivo.

Gestión de bases de datos

Accede con mayor rapidez a facturas, precios y datos sobre ventas con un servicio de ERP que funcione entre departamentos. Ten a mano toda la información que maneja tu negocio y agiliza procesos a través de un sistema desarrollado a la medida de las necesidades de tu empresa.

Desarrollo de interfaces de usuario

Ninguna solución tecnológica es útil si no es intuitiva. Diseñaremos una UI para tu aplicación web o tu ERP que gire alrededor de la usabilidad y la experiencia de usuario. Nuestro equipo de programación trabaja mano a mano con el de diseño para testear, mejorar y personalizar cualquier aplicación para que se adapte al flujo de trabajo.

¿Qué podemos ofrecerte?

El desarrollo de APPs para empresas es algo muy personal y no todo el mundo tiene las mismas necesidades. Por eso en Ahab preferimos escucharte y desarrollar una solución a medida en base a tu caso concreto.

Pero esto es lo que podemos hacer:

  • Desarrollo de una UI intuitiva. Invertir en una APP no es tan útil si la interfaz es confusa o exige un esfuerzo mayor del necesario al usuario.
  • Integración con bases de datos. Para acceder a cualquier información que necesites en tiempo real y compartirla con tu negocio.
  • Funcional en todos los dispositivos. Porque gran parte del tráfico en internet se hace a través de móviles y tablets y la experiencia de usuario debería ser la misma independientemente del tipo de pantalla.